Connect with us

CULTURA

Francisco Sánchez: un apasionado tatuador que impulsa el desarrollo en comunidades de bajos recursos a través del arte en la piel

Francisco Sánchez, una de las referencias de artistas tatuadores en Dallas, es una persona sencilla pero muy apasionada por su trabajo. Y esa misma pasión y anhelo de una carrera artística es lo que quiere alimentar en otros, especialmente en aquellos que tienen menos oportunidades.

Al hablar de su carrera, Francisco Sánchez recuerda sus inicios, siempre inclinado a seguir una carrera artística, inspirado por grandes mentores que lo prepararon para el mundo.  Sin embargo, con el tiempo se fue dando cuenta de que seguir una carrera artística era extremadamente desalentador. La escasa o nula seguridad laboral, la gran competencia y el largo camino hacia el éxito lo impulsaron muchas veces a querer tirar la toalla. 

Pero para él, nunca hubo un «Plan B». No lo hacía por el dinero ni por el reconocimiento. El arte era como respirar.

Durante sus años de formación aprendió todo tipo de técnicas, desde la escultura hasta el pastel. Mientras exploraba todas las vías de desarrollo del arte, acabó destacando realmente en el dibujo y la pintura al óleo. Incluso a esta temprana edad, se convirtió en un objetivo para Francisco buscar siempre el siguiente paso para mejorar su trabajo como artista.

Una propuesta cambió el rumbo de Francisco Sánchez Tattoo

Después de mucho estudiar y explorar las diferentes formas de arte, Francisco Sánchez Tattoo recibió una oferta para entrar a un estudio de tatuajes, uno lo llevó a otro y así pasó por varios estudios buscando estabilidad. Sin embargo, ese tiempo le sirvió para hacerse un nombre, construir su reputación y especializarse en el realismo negro y gris.

Al pensar en todo ese camino, Francisco no puede evitar recordar lo difícil que fue entrar en este campo. “En ese entonces había menos información disponible sobre cómo empezar”, asegura. 

Aunque tuvo mentores y profesores increíbles, gran parte de su crecimiento se hizo averiguando cosas y aprendiendo por su cuenta. Francisco se esforzó por trabajar con los artistas que admiraba y, aunque no pasó por un aprendizaje formal como hacen muchos aspirantes a artistas del tatuaje, el primer año de Francisco en el tatuaje consolidó para él la carrera que anhelaba. 

Tiempo de retribuir su aprendizaje

Cuando Francisco mira al futuro, se ve a sí mismo formando parte del crecimiento personal y profesional de otros artistas. Quiere empujar a sus estudiantes y aprendices para que alcancen sus objetivos, al igual que sus mentores le empujaron a él cuando empezó. El futuro le depara compartir su pasión con otros, viajar por todo el mundo e inspirarse en la belleza, las bellas artes y la cultura.  

Francisco busca alimentar esa misma pasión y anhelo de una carrera artística en otros, especialmente en aquellos que tienen menos oportunidades. A Francisco le interesan especialmente los programas que llevan la enseñanza del arte a comunidades subdesarrolladas y desatendidas y ayudan a los estudiantes a ver que una carrera artística no es un objetivo inalcanzable.Para estar al tanto de toda la carrera de Francisco Sánchez, encuéntralo en Instagram como @franciscosanches_tattoo.

Continue Reading